Aguas de Corrientes firmó un nuevo acuerdo con el Instituto de Ictiología del Nordeste, para continuar con los trabajos de monitoreo del riacho Goya que comenzó en Junio de 2008 con el fin de conocer la situación de su fauna ictícola, teniendo en cuenta la futura descarga de la planta de tratamiento de líquidos cloacales de Goya.
El acuerdo fue firmado por segundo año consecutivo entre el Gerente de Calidad de Aguas de Corrientes, Ramón Santacruz y el Decano de la Facultad de Veterinaria, Dr. Hugo A. Domitrovic. Tiene como objetivo establecer una línea de base a partir de la caracterización de los cursos de agua y detectar impactos ambientales relacionados con la afectación de las aguas y de la vida acuática durante las etapas de construcción y funcionamiento del sistema de tratamiento y disposición de los líquidos cloacales de la ciudad.
Entre Junio de 2008 y Julio de 2009 se realizó el primer estudio de monitoreo de la fauna íctica, que consistió en cuatro campañas en las diferentes estaciones del año. En cada una de las expediciones se hizo un muestreo en cuatro sitios fijos próximos a la ciudad de Goya identificados como: San Martín (6 km aguas arriba de la localidad, a pocos metros del canal del Río Paraná), Desembocadura (5 km aguas abajo de Goya en la confluencia del riacho Goya y el Río Paraná), Sarmiento (unos metros aguas abajo del punto de vertido de líquidos cloacales de la ciudad al Riacho Goya) y Mozambique (sobre el riacho del mismo nombre, donde serán vertidos los efluentes cloacales luego de la instalación del sistema de tratamiento).
En el primer año, se pudo determinar que “el resultado fue positivo, ya que se encontró un número elevado de especies que presentaban un aspecto saludable sin lesiones” explicó el especialista Juan Pablo Roux.
Del informe se destaca que se encontraron 65 especies diferentes, “número que puede considerarse elevado, en virtud de que corresponde a sólo cuatro muestreos en sitios relativamente cercanos y a la extrema bajante del río”.
Por otra parte, “los análisis permitieron determinar que las diferentes especies se reproducen exitosamente en la zona y que presentaban un aspecto saludable”, señala el escrito.
Este año continuarán los estudios que se realizarán en la misma época que el anterior y en los mismos puntos con el fin tener elementos para poder evaluar los posibles efectos provocados por el traslado de la descarga de los efluentes cloacales de la ciudad de Goya al Riacho Mozambique, previsto para los próximos años.


Adjuntos