La empresa relanzó junto con el comienzo del año lectivo el programa Aguas Abiertas que permite tanto a los alumnos de escuelas públicas o privadas conocer el proceso de potabilización del agua desde dónde nace. El año pasado 2600 alumnos visitaron la planta potabilizadora de Capital. El desafío para este 2007 es llevar el programa al interior.

Desde principios de abril la actividad en la planta potabilizadora de Aguas de Corrientes ubicada en la costa del río ya no es la misma. De lunes a viernes, la rutina laboral se modifica porque grupos de alumnos recorren el lugar para ver y conocer cómo llega el agua potable a sus casas.

Cómo siempre una actividad fuera de la rutina escolar, permite a los chicos palpar la realidad desde otro lugar. Permite observar, analizar y evaluar el sistema de potabilización desde dónde nace. Por esa razón, la empresa relanzó en junio del año pasado el ciclo Aguas Abiertas, que es un programa de visitas guiadas para alumnos de segundo a séptimo grado de escuelas públicas o privadas.

Aguas Abiertas es un plan generado para dar a conocer la primera de las actividades que realiza la empresa, es decir el largo camino que recorre el agua desde la fuente de captación hasta las viviendas de los clientes. Desde junio 2600 alumnos recorrieron la planta potabilizadora de Capital y este año espera duplicarse la cantidad de chicos que la visiten.

El programa que se aplicó sólo en la Capital espera extenderse próximamente a las otras doce localidades concesionadas de la Provincia. Los maestros que quieran anotarse para visitar la planta potabilizadora con el curso podrán hacerlo enviando un correo electrónico a la dirección aguasabiertas@aguasdecorrientes.com.

Adjuntos