La empresa empalmó el Pozo Nº 8 directamente a la red y se ira cambiando por etapas la cañería de bajada de tanque de la planta potabilizadora de Mercedes. Estas tareas beneficiarán a toda la localidad.

A mediados de enero de este año, Aguas de Corrientes comenzó a trabajar en la renovación de la cañería de bajada de tanque de la planta potabilizadora de Mercedes.

En conjunto con estas tareas, se decidió empalmar la cañería de impulsión del Pozo N° 8 directamente a la red con el fin de mejorar las presiones y caudales.

El Jefe de Producción de la empresa en la ciudad, José Soto explicó que “el pozo Nº 8 no estaba conectado directamente a la red porque el sistema que se estaba empleando era suficiente. Pero, debido al incremento del consumo se optó por empalmarlo directamente a la red para contar con mayor caudal y así satisfacer las altas demandas que se registran especialmente durante la temporada estival”.

Soto además advirtió que “la renovación de la cañería de bajada de tanque, la cual alimenta prácticamente a toda la ciudad, es un trabajo complicado, debido a que no se cuenta con el tiempo necesario para renovar de una sola vez los 400 metros de cañería. Es por ello que esta renovación se realiza durante 2 o 3 noches por semana en tramos cortos, con el fin de no afectar el servicio.”

 

Adjuntos